Los beneficios del ejercicio físico en nuestra salud

Lesiones musculares más comunes

“El movimiento es vida y la vida es movimiento”

Una frase que refleja de manera clara la importancia de incorporar el ejercicio físico a nuestra vida cotidiana.


Actualmente los hábitos sedentarios y la falta de actividad física están causando graves problemas de salud en nuestra sociedad como consecuencia del aumento de la grasa corporal y la disminución del gasto de energía.

Por ello, debemos ser conscientes de la necesidad de movernos para mantener un estado de salud óptimo.

Practicar ejercicio de manera habitual tiene un gran poder terapéutico, algunos de los beneficios que podemos conseguir son:

  • Mejorar la fuerza y la flexibilidad de nuestros músculos como también la movilidad de las articulaciones.
  • Mejora de las capacidades funcionales como la circulación sanguínea, la capacidad respiratoria o el sistema nervioso.
  • Mejora de la autoestima y del estado de ánimo.

Entonces, si me voy a iniciar en el ejercicio físico, ¿qué debo tener en cuenta?

Nombramos algunas normas básicas:

  • Escoger una actividad que nos sea fácil realizar y que no requiera de excesiva equipación. Andar con o sin bastones, pasear en bicicleta o la gimnasia suave pueden ser algunas opciones para iniciarnos.
  • Ser conscientes de nuestra condición física para no realizar esfuerzos excesivos, evitando llegar a agotarse o sentir dolor.
  • Empezar el ejercicio de manera progresiva a modo de calentamiento y finalizar de la misma manera a modo de enfriamiento.
  • Intentar ser constantes y ejercitarse diariamente o a días alternos entorno a los 30-45’
  • Respetar las horas de descanso y practicar unos hábitos alimentarios correctos.

En caso de sufrir algún tipo de patología o problema de salud o si tenemos cualquier duda es aconsejable consultar a un profesional de la salud, médico o fisioterapeuta, para que pueda prescribirnos el tipo de actividad adecuada a nuestras necesidades, ya que en estos casos se ha de personalizar el ejercicio terapéutico con el fin de prevenir la reaparición de la patología o recuperarnos de esta.

Fisiocrem Gel Active o Gel Sport son dos productos que mediante un suave masaje en la zona a tratar pueden ayudar a preparar nuestros músculos y articulaciones para la actividad física, así como a recuperarnos de ella. Esperamos que conociendo todos los beneficios del ejercicio físico, empieces a moverte para alcanzar un estado de salud óptimo.

Comparte:
Jordi Betran
Jordi Betran
Fisioterapeuta